Las últimas victorias de Jorge Lorenzo con Ducati

Curiosidades

Las últimas victorias de Jorge Lorenzo con Ducati

Tras un comienzo de temporada decepcionante para Jorge Lorenzo, en el que tan sólo consiguió sumar 16 puntos a su marcador durante las cinco primeras carreras, parece que el piloto mallorquín la sabido darle la vuelta a la tortilla y ha conseguido revertir la situación de manera espectacular.

Sí, y es que el dos veces campeón de 250cc y tres veces de Moto GP se ha subido a lo más alto del pódium en los dos últimos grandes premios disputados: Mugello y Montmeló. Dos victorias que sin duda han pillado por sorpresa a más de uno, incluido al propio Lorenzo.

De hecho, apenas unos días antes de su victoria en el circuito italiano de Mugello anunció que abandonaría el equipo de motos Ducati con destino a Honda Repsol, acompañando al catalán Marc Márquez (actual campeón del mundo) tras el hueco libre dejado en el equipo tras la salida de Dani Pedrosa.

Desde aquí nos alegramos y mucho por Jorge Lorenzo, pero también tenemos que decir que nos han sorprendido enormemente estas dos últimas victorias, las cuales le han permitido subir muchas posiciones en la clasificación general de Moto GP, situándose octavo a tan sólo 22 puntos de Valentino Rossi, segundo clasificado, y a 49 del líder Marc Márquez.

Por ello hemos querido hablar con diferentes mecánicos expertos, para que nos den su visión del porqué de estas dos victorias.

Los cambios en la Ducati de Jorge Lorenzo que le han hecho ganar

Varios han sido los cambios incorporados en la Ducati de Jorge Lorenzo que le han permitido alzarse con la victoria en las dos últimas carreras disputadas del mundial.

El primero y más importante de ellos ha sido la incorporación de un apéndice en el depósito de su moto, el cual actúa como un reposabrazos que le ofrece a Lorenzo la posibilidad de tener los brazos más relajados durante las rectas, y soportar con más garantías las fuerzas G a las que se enfrentan los pilotos con cada desaceleración.

Además, este apéndice le ofrece un mejor apoyo en la zona abdominal y también en el interior de los muslos, algo muy a tener en cuenta desde el desembarco de Michelin en el mundial. Sí, ya que los neumáticos delanteros Michelin ofrecen un agarre mucho menor respecto a los Bridgestone, lo que hace que no sea demasiado recomendable que los pilotos manden su peso hacia él.

Debido a esto, conseguir mantener la moto lo más recta posible desde que se toca el freno hasta que se vuelve a soltar es clave para no perder velocidad. Pero esto requiere de un esfuerzo físico sobrehumano.

De momento estos cambios le han aportado múltiples beneficios a Jorge Lorenzo y le han metido en lo más alto de la clasificación cuando nadie le esperaba. Ahora habrá que esperar a las siguientes carreras para ver si Jorge Lorenzo continúa sorprendiendo o si estas dos últimas victorias han sido simplemente un espejismo. Lo esperamos con ganas.